Marca: En Estados Unidos, si suspendes no juegas

Publicado

Universidad, buenas notas y fútbol van unidos en EEUU. El deporte, si no está relacionado con los estudios, pierde su sentido y sus raíces. En USA las facultades dan oportunidades a los jóvenes de ser profesionales del fútbol a través de los estudios, por ello se crearon las becas semiprofesionales. Eso sí, si suspendes una asignatura, te quitan la beca y ya no juegas. ¿Te interesa? Los requisitos son ser buen estudiante, saber inglés y jugar al fútbol.

Universidades con presupuesto para fichar
En EEUU es casi misión imposible dar el paso al profesionalismo futbolístico sin pasar por la facultad, por eso los Colleges tienen una partida económica para ello. “Le contamos la idea a la Fundación del Atlético, les gustó y nos acogió y ayudó”, explica Gerardo Piris, coordinador de Sports Unlimited.

Becas semiprofesionales que te pagan casi todo
Las becas que dan las universidades incluyen alojamiento, tres comidas diarias, matrícula, seguro deportivo y estudiantil y los libros. Por otro lado, a muchos becados también les dan trabajo en el recinto universitario, para que ganen su dinerillo. Eso sí, si un jugador llega a jugar en la MLS le quitan la beca, ya que cobrarían mucho por estar en la Primera división USA.

Los entrenadores de EEUU son los que eligen a los chicos
Piris nos explica cómo eligen a los jugadores españoles: “Nosotros hacemos una selección y después vienen técnicos de EEUU para ver entrenamientos y partidos, y ellos ya eligen a los que quieren que estudien allí. A la gran mayoría les interesa más el poder físico que la calidad, su fútbol es más físico que el nuestro”.

Si no llegas a Primera, tienes una carrera en EEUU
Lo que está claro es que si al final el jugador que se va a una universidad estadounidense no llega a jugar nunca en un equipo de Primera división, se viene a España con una carrera estudiada allí y con un inglés perfecto.

Si te ficha un Primera de otra Liga, te dejan irte
Si el nivel futbolístico de un becado traspasa las fronteras y se fija en un jugador un club europeo, asiático… no hay problema. La universidad le deja marcharse para que siga su trayectoria futbolística.

Para jugadores a los que en España les cerraron la puerta
Estas becas están pensadas y destinadas a jugadores a los que en España les han cerrado la puerta de Primera y Segunda división. En la MLS pueden vivir del fútbol como verdaderos profesionales e iniciar, seguir o concluir sus estudios universitarios.

Cuando llegan a EE.UU. son unos héroes locales
Nada más aterrizar la gente les hace sentirse jugadores. Aunque el fútbol estadounidense es diferente al español, los jugadores se acoplan rápidamente a él y le dan un plus de calidad y rapidez. Se convierten en héroes e ídolos. Los viajes para jugar los partidos los hacen en avión, y tras los encuentros les hacen entrevistas.

Los padres los animan y las madres los ‘retienen’
Los jugadores se ilusionan con el proyecto, pero su familia se divide. “Mientras que los padres quieren que los hijos vivan y disfruten de esta experiencia, a las madres les da mucha pena que sus hijos se vayan”, explica Piris, quien asegura: “Los padres tienen miedos, preguntas e inquietudes, como es normal, pero al final siempre escogen lo mejor para su hijo”.

Vivir como un futbolista de Primera división
Juanmi Liñán, actual jugador del Aravaca, se irá en verano a Saint Louis: “Quería irme en enero, pero tuvieron que buscar una facultad que tuviera Periodismo, que es la carrera que curso en España, y no había plazas hasta el próximo curso. Por eso me iré en julio para estudiar y jugar allí”. Juanmi está ilusionado con el reto: “La verdad es que cuando me enteré de la selección de jugadores no dudé en ir y apuntarme. Es una experiencia enriquecedora para cualquier persona. Intentaré llegar a la MLS”.

Disciplina máxima en todos los aspectos de la vida
Gerardo Piris, coordinador de Sport Unlimited, deja claro: “Los jugadores que vivan en EEUU van a tener una disciplina máxima en todos los aspectos. Desde los entrenamientos, pasando por el gimnasio y terminando en el aspecto alimentario y académico”. Y si hay algún jugador que interese, pero su familia no tiene recursos, “se le buscaría que tuviera una beca al 100% para que pudiese ir”.

Más de 10.000 aficionados en las gradas
Los jugadores se van a encontrar con una Liga universitaria donde hay más de 10.000 aficionados en las gradas.

Leer artículo original

Más
artículos

Ir arriba
× ¿Cómo puedo ayudarte?